Apuntes

Para las cubanas, reconocidas mundialmente por su coquetería y tremendo amor por la limpieza, la falta de estos artículos se convierte en una verdadera tragedia, mucho más cuando la canícula golpea, nos hace sudar a mares, convierte la ropa en una lástima y nos impulsa a bañarnos, una y otra vez, como única forma de olvidarnos que estamos en el trópico o en el infierno, no se sabe bien. Para las cubanas, reconocidas mundialmente por su coquetería y tremendo amor por la limpieza, la falta de estos artículos se convierte en una verdadera tragedia, mucho más cuando la canícula golpea, nos hace sudar a mares, convierte la ropa en una lástima y nos impulsa a bañarnos, una y otra vez, como única forma de olvidarnos que estamos en el trópico o en el infierno, no se sabe bien.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA